Reactividad canina

Reactividad canina

¿Cuándo un perro es reactivo?

Un perro reactivo NO es un perro agresivo.

Un perro reactivo es aquel individuo que no sabe gestionar bien la información de su entorno y tiene reacciones exageradas e incontrolables frente a otros estímulos (perros, personas, niños corriendo, bicicletas, patinetes, motos, coches, animales de otras especies, etc)

Algunas muestras de reacciones exageradas a estos estímulos pueden ser ladridos excesivos, gruñidos constantes, lanzarse desbocadamente hacia el estímulo aunque esté lejos, llorar, gemir, hiperexcitación, hiperventilación, nerviosismo, ansiedad, incapacidad de calmarse e hipervigilantes

Todas estas reacciones se manifiestan debido a la falta de habilidades sociales, a la falta de autocontrol y por una baja frustración

Este comportamiento se da con estímulos con los que el perro no se siente cómodo o bien le excitan demasiado. 

Al perro reactivo le supone una amenaza un estímulo determinado y quiere alejarse de él, o bien acercarse de manera incontrolada.

Generalmente estas reacciones vienen cuando están sujetos por la correa y no tanto cuando están sueltos. 

Muchos perros que muestran reactividad con la correa, cuando están sueltos no muestran absolutamente ningún problema.

Los perros reactivos muestran las siguientes reacciones. 

Ladridos excesivos y gruñidos constantes
Lloriqueos y gemidos

Lanzarse intensamente hacia el estímulo

Hiperexcitación y nerviosismo

Hipervigilantes e incapacidad de calmarse

NOBLECAN cuenta con la experiencia y los recursos necesarios para resolver este problema de comportamiento en todos los perros de cualquier raza y de cualquier edad.

Adiestramiento canino en toda la Comunidad de Madrid